domingo, 23 de noviembre de 2008

Miniwikiencuentro en Madrid

El pasado martes 18 de noviembre, un motivo académico me movió a la ciudad de Madrid, capital de España. Así que, partiendo desde el aeropuerto Prat de Barcelona, pasado el mediodía, llegué a Barajas cerca de las 2 pm. Una vez allí, me trasladé en metro hasta Nuevos Ministerios, donde me aguardaban Bucephala y Raystorm.

Del emotivo encuentro con estas dos colegas bibliotecarias solo puedo decir que, para variar, tuvo su toque de suspense. Y es que, una vez en Paseo de la Castellana, me resultó cuanto menos complicado moverme sin dar un paso en falso ante la grandeza de la avenida y la multitud. Pero bueno, tras minutos de desencuentro, nos conocimos bajo un puente y pusimos rumbo a la estación de metro para de ahí ir a un fast food de la Gran Vía y almorzar, ya sobre las 4 pm.
Con Bucephala.

Temas de discusión

Raystorm y yo, Gus, en Madrid.
Se preguntarán qué hicimos, de qué hablamos, o, mejor aún, sobre "quien" cotilleamos. Pues, guardando para mí datos que son relevantes a nuestra charla, uno de los temas principales fue wikipedia, sus rencillas internas y, en menor medida, aquel incidente del blog de Raystorm que muchos de ustedes recordarán de meses atrás. No fue menos importante el tema del CRC y su posible supresión. Tampoco es de despreciar un sinfín de temas que nos unen, tanto por nuestra edad como por el tiempo en el que vivimos. "Somos", por así decirlo, "los jóvenes", y siempre que este término adquiera connotaciones de ingenuidad o inexperiencia, como muchas veces ha ocurrido en diversos ámbitos de discusión "on-wiki", debe ser erradicado pues, en última instancia, no es más que un estereotipo. Recuerdo que con Ray y Bea comentábamos que "la edad no hace a la madurez".

Guía por la zona y sesión de fotos

Una de las anécdotas en el restaurante fue que los tres llevábamos nuestras respectivas cámaras fotográficas, y que, en intervalos de dos en dos, uno a uno, nos íbamos haciendo tomas el uno con el otro. Parecíamos, siendo sinceros, una panda de friquis (Lol).

Tras el almuerzo, donde por cierto, como puede verse aquí, tuvimos un festín bastante completo, nos fuimos a recorrer un rato la Gran Vía y alrededores. A falta de tiempo no hubo café pero sí postre, al menos para Ray y para mí que, en una especie de "guerra" de tortitas calientes que Bea presenció, creo yo que con asombro, comimos hasta hartarnos. Es de recalcar, como puede verse en la galería de imágenes, que Raystorm abusó de la salsa de chocolate y no pudo acabar la porción (Lol). De hecho, le aventajé en media tortita (Lol).

Pasando a las fotos, pues, tanto Bea como Ray me guiaron por la zona, me dieron orientaciones para coger el metro e ir a la ciudad universitaria, y mantuvimos un charla camino arriba. Tiempo más tarde Ray se despidió porque tenía que ir a clase, con motivo de su máster, y Bea y yo seguimos dando vueltas, pasando por Plaza Mayor, hasta llegar a Príncipe Pío y darnos el adiós. Debo dejar constancia de que de no haber sido por ella me hubiera resultado bastante complicado llegar a destino, en una callecita a unos 400 metros de Paseo de la Florida. [Para más datos visuales, por favor dirigirse a este enlace].

Encuentro del viernes 21
Llegado el viernes, aprovechando un descanso de dos horas que tuve de 2 a 4 de la tarde, concreté un almuerzo con Ecemaml allá por Avda. América. El (des)encuentro fue incluso peor, dado que a efectos de mala comunicación entre los dos, di vueltas y vueltas por la zona hasta que nos cruzamos en una esquina por María Moliner. De ahí, sin pausa pero sin prisa, fuimos a un VIPS que se situaba a escasos metros del lugar y ordenamos una comida rápida y sin mayor elaboración. Es de notar que le estoy agradecido de que me haya invitado.

Dentro del relativamente escaso margen de tiempo del que ambos disponíamos - alrededor de una hora - hablamos de wikipedia, del CRC y de la vida misma. Me enseñó fotos de su hija pequeña, que, por cierto, es muy guapa. De aquí nos desplazamos a la calle Serrano, sitio donde tenía lugar la tercera jornada del coloquio internacional sobre Julio César al que asistí, y nos despedimos en un apretón de manos.

Desde aquí expreso mi gratitud por la amable recepción que tuve en Madrid, de parte de todos y cada uno de ellos.

Vueltas y recorridos
A continuación presento un esquema bastante escueto de los sitios donde más o menos puse la mirada durante mi estancia de cuatro días.

  • Aeropuerto Madrid - Barajas. De allí, en el metro de la T4 hasta Nuevos Ministerios.
  • De Nuevos Ministerios, por Paseo de la Castellana, bajamos de nuevo a la estación de metro para llegar a la zona céntrica, en Gran Vía. Plaza España.
  • Recorrido por Gran Vía, Plaza Mayor, y zonas aledañas.
  • De Príncipe Pío a la Ciudad universitaria, a través del Paseo de la Florida, avda. de Valladolid y el cruce del Puente de los Franceses. UNED. Moncloa.
  • Paseo de Velázquez, Ppe. de Vergara, calle Serrano, Ministerio de Educación y Ciencia, residencia de estudiantes y Fundación Pastor de Estudios Clásicos.
  • Exteriores de Madrid y aeropuerto de Barajas. Vuelta a Girona y de ahí, en autobús, a Andorra.
De más está decir que siento no haber podido tener más tiempo para recorrer la ciudad. Apenas puedo decir que tuve el privilegio de conocer la cuarta parte - o menos - y gracias, en gran medida, a los guías de calidad que me acompañaron durante un tramo de mi trayecto.


miércoles, 5 de noviembre de 2008

El reto de Obama

Hoy nos ha tocado presenciar un momento histórico, de esos que los chavales dentro de unos años leerán como "un tema" más, y seguramente se aburrirán. Pero, con las cartas sobre la mesa, me alegro mucho por esta gran sorpresa. Obama ha conseguido lo que ni con Luther King fue posible. Esperemos que el KKK le deje terminar el mandato y se mantenga al margen.

Siempre he sido compañero de los cambios y si son buenos, mejor. Con Obama no solo se da comienzo a una nueva Era, sino que se pone fin a un triste período de nuestra historia gobernado por Bush y que, según los académicos más experimentados en la materia, ha sido el peor. Entonces, a raíz de esto, me pregunto: ¿Podrá ser peor el remedio que la enfermedad?

Obama lo tenía todo para ganar: carisma, juventud, sinceridad y la novedad que representaba el color de su piel. Si a esto le sumamos que es del partido opositor, el de Clinton, entonces la candidatura estaba tirada. Como americano, como amante de la diversidad, y como una persona que condena la gestión de los republicanos en general y de Bush en particular, me siento conmovido y al mismo tiempo esperanzado de que llegue el "cambio" que todos deseamos.

Sin duda, a este nuevo presidente electo, que asumirá el cargo en enero del año que viene, le espera un reto muy grande. Primero, habrá de demostrar que es mejor que Bush (algo no muy difícil, por cierto); segundo, que un afroamericano es tan capaz o mejor que cualquiera (si a los blancos se les exige más, lamentablemente aún en día a los negros se les pide el doble); y tercero, y último desafío, es abrirse al mundo y hacer frente a la crisis mundial, en gran medida ocasionada por la pésima administración de su predecesor. ¡Menos dinero para la guerra y más para la gente! ¿Por qué invertir en indumentaria bélica cuando se pueden construir hospitales, colegios, centros de refugio o ayudar a comprar medicamentos y apalear el hambre en países pobres?

Espero no equivocarme. El destino nos lo hará saber, pero yo, desde luego, deposito - eso sí, con cierto recelo - mi confianza en este nuevo y primer African-American president.

En wikipedia

Tres largos meses nos quedan por delante para que asuma Barack Obama. Seguramente, por este motivo, y para los ansiosos, tendremos que mantener la página protegida para evitar esas incómodas guerras de ediciones (amén de algún vandalismo) que ya lo sitúan como presidente en funciones...

lunes, 3 de noviembre de 2008

Plaga de champis

Por acuñar un término de unos amigos y colegas bibliotecarios, dedico esta entrada a todos ellos (que muy bien saben quienes son) y aprovecho para comentar los vandalismos más graciosos de los últimos catorce días. Por supuesto, a estas alturas nadie se sorprende pero yo, desde luego, no puedo dejar de comentar sobre estos incidentes poco afortunados. Aquí vamos:

El primero, en el ránking de los vandalismos que me ha tocado presenciar, es también el más reciente. Un usuario, tal vez usuaria, vandaliza mi página porque yo, educadamente, le había dejado dos avisos con anterioridad en su discusión: uno hacía referencia a un posible acto de vandalismo y el otro a los derechos de autor. Por lo que parece, no fue de su agrado y comenzó a dejar amenazas y mensajes poco afortunados que le han valido tres días de bloqueo. Encima de todo, hoy pide su desbloqueo arguyendo que se ha actuado de forma injusta, acusándole de algo que no hizo. Pero, a las pruebas me remito con el enlace que he puesto más arriba y que considero loable. Ahí quedan reflejadas sus lindezas...

En segunda posición, un usuario al que su seudónimo bien define, Renkor, ya expulsado por cierto, me envió este mensaje donde me faltaba el respeto. Encima lo hizo en una página de discusión archivada, así que no pude más que revertir sus ediciones y, aún así, fui a su discusión a dejarle una advertencia que tampoco tomó a bien y salió con el rollo de que me iba a meter una paliza, de que qué me creía yo, etcétera. Claro, ahí salió el tema de que era policía, algo que, tras mirar en un foro, resultó ser mentira. ¡Ay, estos chavales de hoy! Ni falta hace que diga que todo esto vino a cuento de que le borré un artículo no enciclopédico que, además, enlazaba a su foro.

En tercer lugar, encabezando nuestro top five, tenemos a un usuario con mucha Reputación (curiosamente, títere de un usuario expulsado por mí, llamado Putación). Viene a mi discusión, ya reencarnado, y me llama "Gran César" y que tengo "actitud de sabio de la Torá" (¡qué majo!); ya no entraré en que alguien que escribe "gente" con "j" (jente) goza de mucha educación. Debo ser diferente de las demás personas, entonces, porque integro a la "jente". Ala, si es un halago y todo...

Bueno, la dviersión se le acabó cuando Roy le dio un bloqueo indefinido. Ah, no, esperad, luego vino como Boloñesa y blanqueó mi página. Como resultado, hubo que proteger mi discusión.

En cuarto lugar, un usuario con un nick claramente promocional, Hotelesglobales, creó una página, también a modo de promoción, de la cadena hotelera para la que trabaja, según él, bajo el pretexto de que le pagarían por introducir esa información en wikipedia. Explicado el problema, y otorgada la posible solución, el usuario se creó un títere para volver a crear el artículo, por tercera vez, y fue expulsado. Como resultado, me ha dicho lo que os imaginaréis. Sí, que he tomado medidas molestas y que soy una persona demasiado orgullosa.

Por último, tenemos a un usuario llamado Bibliotecaris?nogracies (el catalán para "¿bibliotecarios? no, gracias"). Lucien, Sancho y yo le explicamos que violaba WP:NU y que fomentaba el mal ambiente pero él (o ella) se rehusó a cambiar el nombre porque "[está] en un país libre y pienso como me plazca". Bueno, se intentó insistir, de buena manera, pero no hubo caso. Al llevar el tema al Tablón, Netito le aplicó una expulsión que el usuario es libre de reclamar como impropia si cambia el nombre (algo que, pasados los días, no ha hecho). Lo que decía sobre los bibliotecarios era, entre otras cosas, lo que expone en este enlace: "dictadores", "personas que ponen restricciones"; vamos, lo mismo de siempre.